top of page

Wang Yi ofrece apertura frente al proteccionismo de la UE

Actualizado: 27 feb

En la visita del ministro de Relaciones Exteriores de China a Madrid

 

Por Pedro Barragán

Publicado el 22/02/2024




Estos días el ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, ha visitado España. Esta visita se produce a escasas semanas de la cumbre que el pasado mes de diciembre se celebró entre la Unión Europea (UE) y China. En un marco de progresiva alineación de la UE con Estados Unidos en su guerra comercial contra China para tratar de bloquear el progreso económico de este país, este mes de febrero se ha celebrado igualmente la Conferencia de Seguridad de Múnich (MSC). Esta Conferencia es una importante reunión anual de líderes mundiales y expertos en seguridad internacional que se celebra en Múnich, Alemania y que proporciona una plataforma para discutir y abordar los desafíos de seguridad global. Wang Yi ha tenido la oportunidad de mantener contactos con la ministra de Asuntos Exteriores de Alemania y con el Alto Representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad Josep Borrell. Tras la Conferencia ha visitado España y Francia. Mientras que los contactos con Alemania y Francia son más habituales habían pasado ya casi seis años desde su visita a España.

 

Nuevas tensiones en las relaciones de la UE respecto a China

 

Coincidiendo con estas reuniones se han recrudecido las “investigaciones” (investigación antisubvenciones sobre los vehículos eléctricos chinos) de la UE y EEUU contra las importaciones de coches eléctricos chinos. Según la secretaria de Comercio de Estados Unidos, Gina Raimondo, los coches eléctricos chinos son una amenaza a la seguridad nacional. En realidad son simples medidas proteccionistas que para justificarse se disfrazan con cuestiones ideológicas y que en el caso de los coches eléctricos no les preocupa poner en riesgo los objetivos de descarbonización del planeta si con ello logran afectar a la industria china. En paralelo, en la UE, ha saltado un nuevo caso contra una filial de la compañía ferroviaria china CRRC tratando de invalidar la adjudicación de un concurso.

 

Wang Yi trata de mejorar y estabilizar las relaciones de China con la UE

 

El objetivo básico de la visita del ministro de Exteriores chino parece estar centrada en reconducir las situaciones de conflicto y tratando de fortalecer los intereses comunes.

 

El rápido crecimiento de la industria automotriz de China y su creciente dominio tecnológico de los vehículos eléctricos están generando ansiedad en los países occidentales que, sobre la base de sus propios intereses hegemónicos, se niegan a aceptar que la participación de China en el comercio mundial se asienta sobre las iniciativas de gobernanza global cimentada en los valores comunes establecidos por los organismos internacionales de comercio. Las mismas normas y valores que China aplica en el interior de su país, donde las marcas occidentales (Volkswagen, Toyota) lideran el mercado de ventas interior en China sin ninguna limitación.

 

Mientras las relaciones entre las empresas europeas y chinas se desarrolla de una forma colaborativa, es en el ámbito político donde se generan las fricciones como consecuencia de las presiones norteamericanas en favor de la confrontación.

 

Frente al proteccionismo comercial de la UE, China no está respondiendo con una política de ojo por ojo y, por el contrario, está ampliando los niveles de apertura del país. Son gestos positivos que la UE debería considerar.

 

Ucrania, Gaza y Trump: las tres grandes preocupaciones europeas

 

A la ya tradicional preocupación europea por las relaciones entre Rusia y China, a las que China siempre ha respondido afirmando su total apuesta por el proceso de paz en Ucrania, se suma ahora la casi ansiedad por los resultados de las elecciones norteamericanas y el hipotético regreso de Donald Trump a la Casa Blanca. Su negativa a continuar con la guerra de Ucrania se suma al cambio de actitud hacia los aliados respecto a la era Bidem. Las fricciones entre EEUU y la UE durante el mandato de Trump fueron transformadas por Biden en una fuerte alianza contra Rusia y contra China. El regreso de Trump augura más conflicto y una actitud hegemónica de EEUU respecto a una UE subalterna.

 

CNN: “Europa está nerviosa por una posible victoria de Trump. China ve una oportunidad

 

La prensa occidental trata de presentar la posición dialogante y negociadora china como una estrategia para obtener beneficio. La CNN en el artículo con el título indicado escribe: “El máximo diplomático de China, Wang Yi, envió un mensaje a sus homólogos europeos durante el fin de semana: no importa cómo cambie el mundo, China será "consistente y estable", una "fuerza para la estabilidad". La afirmación, que Wang pronunció durante sus declaraciones en la Conferencia de Seguridad de Munich el sábado, se produce mientras los líderes europeos observan con cautela las próximas elecciones en Estados Unidos, preocupados de que el posible regreso del expresidente Donald Trump pueda alterar su asociación con Washington”.

 

La frase completa pronunciada por Wang Yi y que cita la CNN ha sido: "No importa cómo cambie el mundo, China, como gran país responsable, mantendrá sus principales principios y políticas consistentes y estables y servirá como una fuerza firme para la estabilidad en un mundo turbulento", que refleja la política china de estabilidad económica y política que favorezca el desarrollo del mundo y la consecución de los objetivos de la ONU.

 

Wang Yi anuncia el levantamiento de la prohibición de la carne de vacuno española y trata de mejorar los lazos comerciales a pesar del proteccionismo de la UE

 

El levantamiento de la prohibición en China de las importaciones de carne vacuna española, que ha durado casi un cuarto de siglo por la enfermedad de las vacas locas, ha sido un gesto de apertura del ministro de Asuntos Exteriores chino, Wang Yi, durante la visita a España. El ministro ha declarado que “China considera a España como un socio bueno y digno de confianza en la UE y está dispuesta a inyectar un nuevo impulso a las relaciones entre China y la UE”. Esta posición de tratar de mejorar el comercio entre China y la UE contrasta con las tendencias proteccionistas que se están desarrollando en Europa.

 

No hay una posición oficial de la política española respecto a China, que se ha caracterizado durante años en el consenso entre el Partido Socialista (PSOE) y el Partido Popular (PP), aunque en los últimos años se ha producido un cambio de actitud del gobierno, alineándose con la UE y Estados Unidos en la guerra comercial de éste último contra China.

 

No es fácil valorar los resultados de la visita de Wang Yi a España, ya que normalmente, el éxito o fracaso de las conversaciones entre países no se miden por su impacto mediático. En el caso de la presente visita, además de los temas que trascienden a los medios de comunicación, seguramente se habrán tratado otros de especial relevancia. España es uno de los países de la UE más cercanos a materializar el acuerdo de la ONU para el reconocimiento del estado palestino, que China igualmente defiende.

 

De acuerdo con las noticias de prensa, China y España, además del anuncio sobre la carne de vacuno, han acordado mejorar la cooperación en diversos campos como telecomunicaciones, atención médica, vehículos eléctricos y energía verde.



Comments


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags