top of page

LA LUCHA CONTRA EL TERRORISMO EN CHINA

Por Antonio Segura Hernández*

Publicado el 25/03/2024





El terrorismo yihadista ha atacado con diversas etiquetas, en distintas partes del mundo. En la República Popular China ha venido en llamarse  Movimiento Islámico del Turquestán Oriental, tuvo ya desde sus inicios un marcado y exclusivo carácter de organización terrorista.  Ya desde ese inicio, sus acciones, fueron claramente orientadas  a crímenes  contra civiles, en concreto  los imanes que ellos consideraban  seguidores del Gobierno de Beijing. Rápidamente se observa las vinculaciones de esta organización terrorista con otras que habían sido creadas en su día para luchar contra la Ursss en Afganistán, y Pakistán. Estas relaciones con los Talibanes, les sirven para recibir instrucción, adiestramiento terrorista, y formación ideológica, llegando con el tiempo, con ese trabajo realizado en campos de entrenamiento en esos países, a ser aceptados de forma “oficial” en el movimiento de la Yihad global, y estableciendo, ya sin ocultar, vínculos con Al-Qaeda.

Durante este espacio de tiempo, se incrementa su agresividad y violencia. Atentados en trasportes públicos,  autobuses, como luego se pudo ver y sufrir en Europa, atropellos con vehículos pesados en sitios concurridos por civiles indefensos, exactamente igual que lo ocurrido también años después en nuestro país,  son la seña de identidad de esta organización terrorista. Sus acciones causaron desde los 90 del siglo XX al 2003, los muertos pueden contarse por centenares.

En el 2013 se produjo un atentado suicida en la plaza de Tiananmén, y al año 2014  otro en una estación de tren, una bomba en un mercado, y otro atentado en una estación de policía, en esta última se provocaron mas de 100 víctimas mortales.

Ante esta insoportable situación, cualquier Estado debe dar protección a sus ciudadanos, y así el gobierno Chino reacciona en base a garantizar la seguridad de sus ciudadanos, desde el Estado de Derecho. Para ello, dentro de ese marco legal en el que se fundan estas actuaciones, se aprueba la Ley Contraterrorista de la República Popular China de 27 de diciembre de 2015.

A nivel mundial, los países y sus gobiernos  han apostado por la lucha contra el terrorismo de diferente manera. Podemos dividir en dos principalmente.

Una desde una solución meramente militar, la cual ha servido como excusa para invadir países y violentar el derecho internacional realizando crímenes de agresión, como en Afganistan, Iraq, Siria etc. y creando espacios de impunidad respecto a los derechos de los supuestos, por no juzgados, “terroristas” capturados. Es el caso de los campos de concentración ilegales creados por los EEUU como Guantánamo y Abu Ghraib.

Otros como España y Francia, utilizando el Estado de Derecho para combatir este tipo de delito, con policía y juicios con todas las garantías para los terroristas detenidos. Parece la propuesta más acorde con el orden marcado por NNUU desde su creación.

En este mismo sentido ha actuado China con su terrorismo yihadista particular, eso sí analizando no solo el resultado, sino también, y ahí su peculiaridad, sus orígenes para poder combatirlo desde ahí, para evitar sus resultados. Y dichas experiencias ya en el 2015 se plasmaron en la mencionada Ley Contraterrorista de 27de diciembre y sucesivos trabajos de mejora, como el Libro Blanco sobre medidas Antiterroristas de 2024. Este libro se divide en cinco capítulos:

“Mejora del marco jurídico para la lucha contra el terrorismo”, “Disposiciones claras para la determinación y sanción de actividades terroristas”,”Ejercicio estandarizado de la fuerza contra el terrorismo”, “Protección de los derechos humanos en las prácticas antiterroristas” y “protección efectiva de la seguridad de las personas y de la seguridad nacional”. Cómo puede observarse, se profundiza aún más esa apuesta por combatir el terrorismo con el Estado de Derecho, pero profundizando también en buscar combatirlo desde sus orígenes. No es más que armonizar dicha lucha con la celebración o adhesión de China a las Convenciones y Tratados internacionales suscritos en esta materia. Adecuando las leyes penales chinas, de acuerdo con este libro.


Medidas preventivas

La policía China, como en cualquier Estado de Derecho que se precie, es la encargada de las tareas de vigilancia y protección que conforman la lucha antiterrorista. Tras la aprobación de la Ley y para su implementación en todo el amplio territorio, se multiplicaron en número de policías y comisarías desde las zonas más pobladas hasta  las zonas más remotas de Xinjiang. Pero lo más importante es la fuerte inversión para la lucha contra la pobreza en las regiones donde existía la misma. Poniendo especial relevancia de esas inversiones en los lugares donde la religión musulmana es mayoritaria. Y no solamente inversiones en infraestructuras de comunicación y energéticas, también en lo referente a la formación profesional, al incremento de becas universitarias, y al desarrollo económico de esas regiones, reforzando sus peculiaridades étnicas y religiosas, con entre otras medidas, construcción de mezquitas. Consiguiendo con todo ello en 10 años un incremento del 18,52 por ciento de la población de la provincia de Xinjiang.

La lucha contra la pobreza, en forma de fuertes inversiones, la formación profesional, y el Estado de Derecho han conseguido de forma eficaz, acabar con el terrorismo Yihadista en China, al menos de momento.

Desde el inicio de esta lucha en el siglo pasado hasta hoy, se ha intentado por la RPCh no solamente acabar con el terrorismo y garantizar la vida en paz de sus ciudadanos, con todos los medios a su alcance. Ha estado también entre sus objetivos la defensa de los derechos humanos de todos los implicados en esa lucha. El paso del tiempo ha ido corrigiendo los posibles defectos producidos en la misma, y el mayor ejemplo, que especifica  esos compromisos fue la invitación sincera del gobierno Chino a la Alta Comisionada de la NN.UU para los DD.HH Michelle Bachelet para visitar China. El 28 de mayo de 2022 realizó una declaración al respecto de su visita, que muchos han reinterpretado a su interés, pero que dice lo que dice, y de la que no dudamos China sacará sus propias mejoras y reafirmará sus logros.


Puedes leer la declaración de la Alta Comisionada pinchando aquí


*Nota: Las ideas contenidas en las publicaciones de Cátedra China o de terceros son responsabilidad de sus autores, sin que reflejen necesariamente el pensamiento de esta Asociación.

Commentaires


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags