El juego geopolítico de la nueva Ruta de la Seda en Asia

Actualizado: jun 28

Tras cinco años desde el anuncio de la iniciativa de la nueva Ruta de la Seda, se consolida la influencia de China a través del conocido como «Collar de Perlas» de puertos estratégicos en el Indo-Pacífico. El despliegue de OBOR se expande entre el bloque de países pro-China, mientras crece la incertidumbre en el bloque anti-China ante la pérdida de hegemonía de Estados Unidos en el Indo-Pacífico bajo la Administración Trump. Esta circunstancia está provocando cambios en el juego de equilibrios de poder a favor de China, lo que permite a Beijing consolidar su influencia en la región como poder regional y global.




Nuevo artículo de Águeda Parra en ieee.es. Para leer el artículo completo pulsa aquí.

Entradas destacadas